Édgar Rentería: “Me iré por la puerta grande”

Édgar Rentería: “Me iré por la puerta grande”

marzo 18, 2012 Desactivado Por Opine En Deportes

Tras 16 años en el béisbol de las Grandes Ligas y dos títulos de la Serie Mundial, con los Marlins de la Florida en 1997 y los Gigantes de San Francisco en 2010, el barranquillero Édgar Rentería está reflexionando sobre su retiro. No porque lo quiera ya sino que aún no ha firmado con ningún equipo y la temporada arrancó ayer. Y tampoco quiere hacerlo, pues prefiere estar activo para poder jugar con la selección de Colombia en las eliminatorias al Mundial. Además, busca irse de la Gran Carpa con 2.500 hits en sus estadísticas y la cifra va en 2.327.

Pero tampoco es amigo de las decisiones apresuradas y por eso se toma sus días para elegir un buen equipo. Y si éste no llega, pues “será la hora de irme por la puerta grande”, le dijo a El Espectador.

¿Con qué equipo va a jugar esta temporada?

No, todavía no decido, porque no hay equipo para firmar. No he llegado a ningún acuerdo.

¿Cree entonces que llegó la hora del retiro?

Todavía no, porque espero participar con la selección de Colombia en la eliminatoria de octubre para el próximo Mundial de Béisbol, que se juega el año que viene en Estados Unidos.

Pero sí el retiro de las Grandes Ligas…

No, todavía estoy esperando, no he decidido retirarme todavía, y si llega, pues toda Colombia se enterará, haré una rueda de prensa y les diré a todos que no voy a jugar más.

¿Ha tenido acercamientos con algunos equipos para jugar esta temporada?

Con tres o cuatro equipos, aunque más con Milwakee, pero ya ahorita empieza la temporada y se hace más incómoda la cosa. Sin embargo, ya pensaré un poco más y miraré cuál de las dos posibilidades voy a elegir. Si es la de no retiro, como sigo diciendo, porque tengo que esperar a jugar con Colombia, y lo haría después de ahí, o la de no jugar más en Grandes Ligas.

¿Cuánto béisbol le queda?

Mucho. Me siento muy bien, me preparé bien para este año, lo importante es que no tengo lesiones; eso es lo que lo aleja a uno un poquito de las canchas. Ya estoy mejor del hombro, me siento contento para jugar, pero no se han dado las cosas y no quisiera llegar a una situación que me tocara jugar porque me toca. Gracias a Dios tengo la posibilidad de decidir si quiero o no por lo que me están ofreciendo, o por lo que estoy buscando, alguna de las dos. Estoy tratando de buscar la mejor opción para mí.

Igual fueron muchos años de gloria y dos títulos de la Serie Mundial…

Claro, gracias a Dios mi carrera ha sido excelente y lo más importante fue que di todo lo que tenía en todos estos años que jugué, que son 16. Me siento muy orgulloso de haber hecho lo que hice por Colombia y por toda mi familia y creo que es como me debo sentir: orgulloso de haber participado en el mejor béisbol del mundo, orgulloso de poner un granito de arena para que mi país siga adelante. Y si me toca tomar la decisión de retirarme, voy a salir por la puerta grande, como siempre lo he querido.

A la hora del balance de su carrera en las Grandes Ligas, ¿qué se le viene a la cabeza?

Los dos anillos mundiales. Es el máximo título que uno se puede llevar. Y personalmente, mis números están ahí, bien puestos, y se pueden comparar con cualquier otro jugador. Y me ha dejado muchas enseñanzas, de verdad que estoy muy agradecido con Dios. El béisbol me lo ha dado todo.

¿A qué podría aspirar luego de ganar las dos Series? ¿Qué lo motiva para querer seguir jugando?

Uno siempre quiere seguir ganando. La meta mía era llegar a los 2.500 hits (tiene 2.327), para ver si podía lograr un cupo en el Salón de la Fama. Estuve bastante cerca, creo que si juego un par de años más, podría lograr es objetivo. Pero si no, como lo dije anteriormente, me siento contento con todo lo que hice, satisfecho, y gracias a Dios he logrado mucho, me gané el Guante de Oro, Bate de Plata, casi todas las cosas que he podido ganar acá, y para eso uno trabaja, para ganarse todo.

¿Algún sinsabor, alguna cuenta pendiente?

Sólo esa, la de no poder alcanzar los 2.500 hits. Hubiera querido llegar ahí, para establecerme y tener opiniones de los periodistas que eligen para el Salón de la Fama, pero no tengo ningún sinsabor. Le agradezco al béisbol por hacerme persona, un hombre de bien.

¿Llegarán más colombianos a las Grandes Ligas?

Claro que sí, siempre he tratado de inculcarles a los jóvenes que sí se puede, que si lo puede hacer un dominicano, un puertorriqueño, un venezolano, el colombiano sí puede jugar en las Grandes Ligas, y ha sido demostrado con Orlando Cabrera y los demás jugadores que hemos tenido. Es una meta que deben tener los jóvenes. Ahora tenemos a cuatro en el roster de los 40 y esa es una cifra buena, para ser de Colombia, aunque quisiéramos tener más. En las Ligas Menores hay muchos más que vienen desarrollándose y ojalá que tengan las mismas oportunidades que yo he tenido.

¿Cómo ve el futuro de los colombianos Ernesto Frieri y Julio Teherán?

Ya eso depende de ellos, de a dónde quieran llegar, porque ya pisaron las Grandes Ligas, ya están en un roster, eso depende del cuidado que tengan, de la disciplina y las ganas de seguir triunfando. En cuanto a talento, creo que sí pueden llegar a hacer una carrera bastante larga y ser de los mejores en su trabajo.

¿Y cómo analiza el béisbol a nivel local?

Creo que siempre se pelea para hacer el torneo, que se hace con las uñas. Sería mucho mejor si tuviera más apoyo. Hay que aprovechar que hay muchos jugadores en Ligas Menores, que tienen la meta de llegar a Grandes Ligas, y ese es el empuje que necesitan ellos para seguir desarrollándose. Lo que es la cantera, creo que está muy bien, hay un buen desarrollo de jugadores y es importante, porque hace diez años no teníamos esa cantidad de jugadores. Y ojalá que lleguen más.

Con tantos años que lleva viviendo en Estados Unidos, ¿aún sigue añorando Colombia?

Siempre la añoro. Mis vacaciones siempre han sido en Colombia. Y ahora que voy a tener más tiempo, estaré yendo y viniendo. Mi familia está allá, nunca se olvidado la tierrita.

De los siete equipos en los que actuó, ¿de cuál tiene más recuerdos?

Los Cardenales de San Luis, porque jugué más años. Ahí fue que desarrollé mi béisbol y mi carrera ascendió.

Pero ahí no fue campeón…

No, no lo fui, pero ahí tuve mis mejores años. Para que vea cómo es la vida.

¿Cuál ha sido el beisbolista que más lo ha impresionado?

Albert Pujols ha sido uno de los mejores jugadores. Los números que él tiene son comparados con los mejores del béisbol en toda la historia. Me impresionó mucho porque lo vi crecer y desarrollarse con San Luis, cuando llegó… y lo que está haciendo ahora me sigue impresionando.

¿Cuál ha sido el mánager que más lo marcó?

Tony Larussa, es el mejor mánager que ha habido en las Grandes Ligas. Es fácil decir quién es mejor que otro, porque están los números. Es buscar y decidir.

¿Pero en lo personal qué tiene Larussa?

Es un mánager que es psicólogo, porque dominar 25 jugadores, que tal vez ganan más que él, que tal vez no le hagan caso, y llevar a esos 25 como él los llevaba, y comprenderlos y guiarlos a todos, es muy difícil. Entonces ya es donde entra la parte de la psicología. Para mí, convencía a todo el mundo y uno jugaba como él quería, y así resultaban los campeonatos y por eso ganó muchísimos juegos.

¿A quién agradecerle en este momento?

A mi familia y los buenos amigos que siempre me guiaron y no me indujeron a las cosas malas, hay que agradecerle todo a ellos. Gracias a Dios siempre tuve gente que me guió por el buen camino. Quiero agradecerle a mi madre, por todos sus consejos y gracias a lo más bonito que tengo en la vida, mis dos hijas: Dayana y Nicole, de 1 y 8 años.

¿Ha visualizado lo que quiere hacer tras el retiro?

Tengo cosas, pero si me retiro del béisbol, no quisiera volver enseguida a hacer algo de béisbol. Quiero esperar un tiempo y cambiar la mentalidad, porque no es lo mismo ser jugador que asistente o mánager.

Puede decir que es un hombre totalmente realizado?

Sí, totalmente.